jueves, 5 de noviembre de 2015

¿Qué buscan las empresas, qué buscan los reclutadores? 1ª Parte.

                ¡Joder! Se me va Pepe, el de recursos humanos y tengo que encontrar a alguien que lo sustituya. ¡Con lo bien que estamos funcionando y ahora se va a desbaratar todo!  ¿Tengo a alguien para ocupar su puesto? ¿Necesito alguien de fuera?  Tengo miedo, necesito a alguien que haga bien su trabajo, que no me engañe a las primeras de cambio y se adapte al puesto lo antes posible. Necesito a alguien de confianza.  Ya podría dejar de escribir, esta es la respuesta, esto es lo que buscan las empresas, y Jordi Pujol.


                Lo complicado es el paso siguiente, ¿Cómo puedo medir la confianza para elegir al candidato idóneo, para comparar entre los diferentes candidatos?  ¿Qué candidato es más confiable? Para responder a estas preguntas se han montado todos los procesos de selección que han existido. En la actualidad estamos en una revolución de la información y no podría ser diferente en nuestro campo. Tenemos multitud de canales de comunicación en los que podemos recabar información sobre los candidatos, multitud de maneras de medir la confianza que podemos depositar en un aspirante a un puesto. 

                Tradicionalmente los profesionales solamente hemos tenido cinco formas de acreditar la confianza que pueden depositar en nosotros, y los reclutadores de evaluarla, antes de ponernos a trabajar.

 -Nuestro currículum, lo que contamos sobre nosotros mismos. Lo responsables, formales trabajadores y guapos que somos.

-Qué queremos para nuestro futuro a corto, a largo plazo. ¿Nos lo puede proporcionar la empresa?  Si la respuesta es afirmativa, si nuestros objetivos son comunes o complementarios, es una buena garantía de nuestra conducta futura. Por eso se empeñan en conocer "la zanahoria que nos mueve", no todo es dinero.

-Títulos, certificados, de la formación y de la experiencia que tenemos. Entidades de prestigio que acreditan nuestros conocimientos.

-Recomendaciones de jefes o compañeros, recomendaciones de personas de confianza de nuestro posible empleador (prescriptores). Estas son las más valiosas porque hace que la confianza se transmita como en una cadena y la confianza depositada en el prescriptor avala la que pueden depositar en ti. "Este es el recomendao"
.
-Pruebas técnicas, exámenes, oposiciones, dinámicas de grupo, problemas prácticos. Hace falta que sean similares a las situaciones de trabajo para que sean buenas predictoras. Generalmente en las últimas fases de selección por ser más costosas. Excepto en los ayuntamientos, donde pagas tú las pruebas.

                ¿Se os ocurren otras variables para evaluar la confianza?

                Excepto la última; las pruebas técnicas que es una evaluación directa de resultados, todas las demás variables que utilizamos, son observaciones indirectas, lo que digo, lo que dicen otros; que hice o haré.

                Una gran revolución ha acontecido:  En la actualidad podemos ver  lo que haces en vivo y en directo, y lo que hiciste como si fuera presente. Escrito en tu blog o grabado en vídeo. Para cualquier reclutador este aval es mucho más valioso que cualquier título o recomendación.

                El mejor predictor de la conducta futura es la conducta pasada.  ¿Qué vale más un vídeo en Youtube haciendo una presentación o el título de un curso sobre hablar en público?

                Así que si quieres transmitir confianza, además, de decir que sabes hacer algo mediante tu currículum o tus títulos, tienes que mostrar cómo lo haces.  Por eso los reclutadores ante un candidato, lo primero que hacen en teclear su nombre en Google. ¿Has preparado lo que se van a encontrar?

                Una semana más muchas gracias por vuestra atención. Cualquier comentario será bienvenido aquí en el blog o conectad conmigo en las principales redes sociales. Por cierto, esta semana estoy de estreno, ya tengo dominio propio.

                Muchos retos y mucha suerte.


El enigma de la foto.

                Este es un juego que os propongo con cada post, cada artículo tiene una foto (la primera de todas) y os pido una interpretación,  la que se os ocurra, nada está bien o mal, nada es correcto ni incorrecto, y en el siguiente artículo os cuento por qué razón la he puesto y cuál es mi interpretación. Esta es la foto de la semana anterior: Nueva competencia imprescindible.




                En la foto vemos la puerta del castillo de Almansa, una metáfora muy apropiada para la empresa tradicional, igual que su forma de comunicación es solamente por el departamento comercial, así, un castillo solamente tiene un punto por el que entrar y encima, protegido con mil trampas y artilugios.  Las empresas tienen que romper sus murallas y dejar que todos, trabajadores y clientes, emitan y reciban información para aprovecharla y proporcionar mejores servicios.

                ¿Qué os sugiere la foto de esta semana? Árboles sumergidos en las lagunas de Ruidera.


9 comentarios:

  1. Muy buen artículo, Pere, como siempre genial.
    La foto de esta semana me sugiere el romper con lo antiguo, por salir a la superficie intentando terminar con algo obsoleto y adaptarse a las nuevas maneras de relacionarse hoy en día en la sociedad, y cómo no, en maneras diferentes para poder lograr un puesto de trabajo. Muchas gracias por tus interesantes artículos siempre.
    Un abrazo.
    Marilis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maria Luisa, muchas gracias por tu interpretación, Renacer, salir a la superficie, a la realidad, muy sugerente tu idea, siguiéndola, no rompamos con el pasado, construyamos a partir de lo que sabemos, salgamos a la superficie a que nos vean poniendo en valor para nuestros clientes toda nuestra experiencia.
      Un abrazo y muchas gracias.

      Eliminar
  2. Interesante artículo, Pedro. Realmente, googlear y buscar en las redes sociales se da en un 69% de los reclutadores, según el informe anual de Adecco-infoempleo sobre búsqueda de trabajo y redes sociales. Los perfiles de Linkedin, Facebook, Twitter... dicen mucho de nosotros. Nos hemos de ocupar de la imagen que damos en la red para generar confianza al entrevistador. Sin ella, no hay contratación.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Francesc, muchas gracias por tus palabras, gracias por tu aportación, la verdad es que con una herramienta tan potente y fácil como Internet el reclutador o candidato que "pasa" estas posibilidades, está desperdiciando muchas oportunidades laborales. ¿Ante un candidato con presencia en redes o no a quien es más fácil elegir?
      Un saludo y buen finde.

      Eliminar
  3. Como dice @Yoriento "HAZtitud" ;-) Con la huella que vamos dejando con lo que hacemos, transmitimos nuestras competencias, motivaciones, intereses... siempre nos dará más confianza que un CV ortodoxo en el que se HABLA del pasado. El CV Social está vivo!!! MUESTRA qué haces ahora.

    Saludos Pedro

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Cèlia un placer verte por aquí, Alfonso Alcántara es un genio para los eslóganes. Es increíble lo que ha cambiado la relación entre candidatos y empleadores. Cómo dices está vivo (el currículum) y su fiabilidad es muy grande para predecir el futuro. Tarde o temprano todos vamos a tener que estar aquí, de lo contrario no existiremos, simplemente por la facilidad de acceso a la información de cada candidato.
      Un abrazo y muchas gracias por tus palabras.

      Eliminar
    2. Sin embargo, el acceso a los datos que nos ofrecen fiabilidad del candidato no resulta tan fácil. Las rrss viven de buscar esa información, no de encontrarla y mucha gente se está dando cuenta de ello. Las rrss nos permiten buscar y permitir el contacto no verificar la identidad de una persona.

      Eliminar
    3. Hola Gowork, muy acertado tu comentario, nunca vamos a obtener una certeza al 100% sobre los resultados de un candidato, más que nada porque influyen miles de variables a la hora de adaptarse a un determinado puesto.
      Pero la información obtenida en las redes es mucho más predictiva y fiable, que un simple currículum, o una recomendación verbal. Estamos en época de transición y por ejemplo un vídeo impartiendo un curso no lo tienen todos los candidatos. Pronto será necesario tenerlo porque es muy valiosa la información que da al reclutador. La siguiente pregunta es ¿Cúal es la información relevante para los reclutadores y dónde y cómo la debemos poner? Tal vez en un futuro se estandarice la cosa y se adultere también, ahora estamos en el salvaje oeste, es un caos pero también es más natural. Tenemos que aprender a "pescar en este río revuelto".

      Un saludo y muchas gracias por participar

      Eliminar